TRASTORNOS EN LA DIFERENCIACIÓN CELULAR

METAPLASIA

La metaplasia puede conceptuarse dentro de los procesos de regeneración en condiciones anormales y por lo tanto puede considerarse además como una lesión adaptativa y por definición reversible, es decir, cuando cesan los estímulos que provocaron esta regeneración, las células y los epitelios pueden retornar a su aspecto y funcionalidad normal. En este mismo punto, es importante mencionar que existen noxas o agentes capaces de determinar la irritación crónica como el cigarrillo, la inflamación crónica, la presencia de cálculos, que determinan que la vía de diferenciación sea anómala, siendo el proceso de diferenciación en sí normal.

La metaplasia puede ser definida como la transformación, del epitelio o de un tejido maduro por otro también maduro, siendo discutible sólo el mecanismo de reemplazo o sustitución de un tejido por otro. La mayor parte de las metaplasias a excepción de aquellas que pudiesen producirse en los bordes de una herida en la colonización de un epitelio cilíndrico, como el del oído medio por un epitelio escamoso del oído externo en la otitis media crónica, se realizan por transformación.

La metaplasia como la transformación y eventualmente como un reemplazo o sustitución de un tejido maduro y diferenciado por otro tejido maduro de la misma estirpe, se puede observar con mayor frecuencia en los epitelios de revestimiento como en el tejido conjuntivo mesenquimático. Es condición para que se produzca la metaplasia que los tejidos tengan la capacidad de proliferar, ya que es condición necesaria la neoformación de un nuevo tejido o epitelio.

El cambio en la estructura de las células es producto de un cambio en la línea de diferenciación y no la transformación directa de elementos maduros en otros maduros, lo que antiguamente se conocía como metaplasia directa.

Existen dos mecanismos histogénicos propuestos mediante los cuales el epitelio del cuello uterino de tipo glandular es reemplazado por epitelio escamoso. El primero y el más importante consiste en un crecimiento directo desde la porción exocervical hacia la mucosa endocervical. Las observaciones histológicas y microscopía electrónica ha mostrado que las lenguetas de epitelio escamoso nativo del exocervix crecen a través y por debajo del epitelio columnar adyacente y se expanden entre el epitelio mucoso y la membrana basal. La segunda forma es referida a la aparición de epitelio escamoso en la zona de transformación, o zona donde convergen el epitelio epidermoide y el glandular. Este proceso es conocido frecuentemente como metaplasia escamosa o epidermización. Este se refiere a la proliferación de células subcolumnares o de reserva endocervical y su gradual transformación hacia un epitelio escamoso completamente maduro. Al contrario de lo que ocurre en el primer proceso aquí se observa que un foco aislado cambia desde un tipo celular maduro hacia otro también maduro, pero de distinto tipo. Fenómenos similares también ocurren en el endometrio y un varias mucosas. Los eventos mediante los cuales se produce esta transformación se pueden resumir de la siguente manera :

1. Hiperplasia de células de reserva.

2. Diferenciación escamosa inicial.

3. Formación de un epitelio escamoso maduro.

4. Reepitelización escamosa de la porción endocervical.

En los tejidos conjuntivos también es posible observar metaplasia como por ejemplo la osificación de cartílagos laríngeos, en inflamaciones crónicas, osificación de la cicatriz, presencia de cartílagos en fracturas mal consolidadas, etc.

Figura: metaplasia osea en tejido conjuntivo

Los ejemplos de metaplasia en tejidos epiteliales son los más ampliamente conocidos y mejor estudiados, como por ejemplo la metaplasia epidermoide en el epitelio de la vía respiratoria superior producto de la irritación por el cigarrillo, o por la bronquitis crónica, la metaplasia intestinal que se observa en la mucosa gástrica la metaplasia epidermoide del epitelio de revestimiento endocervical uterinoy la metaplasia de tipo gástrico en la vesícula biliar, etc.

Figura: metaplasia intestinal en mucosa gástrica

Figura: metaplasia epidermoide de cuello uterino

A pesar de que la metaplasia es una lesión adaptativa frente a nuevas condiciones ambientales y por lo tanto podría considerarse como un mecanismo defensivo, es importante recordar que muchas veces también involucran desventajas de caracter funcional, como por ejemplo, la metaplasia epidermoide del epitelio bronquial el cual si bien es reemplazado por un epitelio mecánicamente de mayor resistencia, elimina dos importantes mecanismos defensivos como la producción de mucus y el movimiento ciliar.

Otros ejemplos los constituyen

Metaplasia apocrina

Metaplasia inmadura

Esófago de Barrett.